La vitamina C del zumo de naranja no se pierde enseguida

El zumo de naranja, gracias a su alto contenido de vitamina C te permitirá mantenerte muy saludable durante mucho tiempo. Para ello, debes comprar unas buenas naranjas que las encontrarás en Citrusgourmet, para que puedas preparar tus zumos y que disfrutes al máximo de todos los beneficios que te ofrece esta fruta.

Sin embargo, existen muchas creencias erróneas sobre el zumo de naranja que vamos a intentar aclarar en este post. Así que, si te interesa conocer más respecto a las propiedades del zumo de naranja y cómo te puede beneficiar, te invito a que sigas leyendo.

Mitos sobre el zumo de naranja

Existen muchos mitos relacionados con el zumo de naranja, y por esto vamos a aclarar los más comunes:

La vitamina C se pierde enseguida

Este es uno de los más difundidos, y es que muchas personas afirman que la vitamina C de las naranjas se pierde a gran velocidad una vez que estas se exprimen. Esto debido al efecto e la luz o del aire sobre el zumo de naranja.

Si bien, el zumo de naranja si va pasando por un proceso de descomposición, la vitamina C se puede conservar en perfecto estado durante varias horas. Existen estudios en los que se ha determinado que en el zumo de naranja la vitamina C puede permanecer hasta 12 horas.

El zumo de naranja no aporta suficiente vitamina C

Este es otro mito bastante común, y si bien el requerimiento diario de vitamina C suele ser de hasta 139mg/día. Debes asegurarte de que tomarás un zumo de naranja que contenga únicamente el jugo de la fruta sin añadir nada extra.

Esto te permitirá que por cada vaso puedas tener hasta 80mg/día de vitamina C, por lo que se recomienda que el consumo sea por lo menos de 2 vasos diarios. De esta forma, se cumplirán totalmente los requerimientos que tendrás diariamente.

¿Qué más aporta el zumo de naranja?

El zumo de naranja te permitirá tener un cuerpo mucho más sano, en especial porque te permitirá fortalecer tu sistema inmunológico. Además, contiene otros elementos como el potasio que ayuda a mantener una función muscular normal y a mantener la presión arterial en un nivel óptimo.

Por otra parte, el aporte de folato ayuda al crecimiento del tejido materno durante el embarazo, y a que el sistema inmunológico funcione de forma óptima. También cuenta con una buena cantidad de fitonutrientes que ayudan a fomentar el buen estado de salud.