Como cuidar el motor del coche

Cuidar el motor del coche es algo relativamente sencillo de realizar, y todo comenzará por hacer las reparaciones y mantenimientos necesarios. En caso de que necesites piezas de buena calidad y a un buen precio lo mejor es optar por los desguaces, porque así encontrarás los repuestos que necesitas a un precio ajustado.

Sin embargo, a pesar de que tu coche esté en perfecto estado debes tener en cuenta algunos consejos para que puedas tener un buen rendimiento en tu coche. Estos los he reunido en este post, con la finalidad de que puedas saber exactamente cómo debes cuidar tu motor.

Consejos para el cuidado del motor

Al hablar de cuidar el motor del coche, existen ciertos consejos que serán fundamentales para que tenga una mayor durabilidad. Dentro de los principales están:

Cambia el aceite

El cambio de aceite es un mantenimiento que te ayudará a mantener tu motor perfectamente lubricado y funcionando de una forma correcta. En todo caso, un cambio de aceite a tiempo permitirá que puedas conseguir los mejores resultados.

Si el motor tiene un nivel de aceite muy bajo, se puede producir una gran fricción entre las piezas, esto hará que se desgaste más rápido. Por este motivo, debes estar midiendo el nivel de aceite por lo menos una vez al mes para asegurarte de que sea el correcto.

Correa de distribución

Esta es una pieza fundamental en cualquier coche, en especial porque de esta dependerá en gran medida el correcto funcionamiento del mismo. En todos los casos, será vital que puedas conseguir unos buenos resultados, logrando así que puedas disfrutar de unos mejores resultados.

Sin embargo, muchos conductores no saben que esta correa debe cambiarse cada 100.000 kilómetros para asegurar su rendimiento. También existen algunos factores que pueden producir un desgaste en la correa lo que te permitirá que puedas tener siempre unos buenos resultados.

Control de las RPM

Este es un punto básico a tener en cuenta, en especial porque tiene que ver con la forma en la cual conduces tu coche. En todo caso, esto te permitirá mantener el motor trabajando en un nivel de RPM que no vaya a esforzarlo demasiado.

Los expertos recomiendan que las RPM no suban por encima de las 2500 mientras que estás conduciendo. Hasta este punto se mantiene un funcionamiento óptimo en el motor, y se evitará cualquier tipo de inconveniente con el mismo, garantizando así que tendrás un desgaste normal en tu motor.