Buscando piezas en el desguace

re-cambios

Hace poco que me he mudado a Madrid con mi familia, venimos de un pueblo de la mancha, no es un pueblecito de esos en los que las gallinas andan por las calles, es un pueblo muy avanzado y con grandes expectativas, pero pocas oportunidades, así que la mejor opción a sido salir de allí para probar suerte en otra parte, tenemos algo de dinero ahorrado, por lo que muy mal se nos tendría que dar esta aventura para tener que volver al pueblo con el rabo entre las piernas como se suele decir.

Yo soy un aficionado al motociclismo y he estudiado mecánica, por lo que voy a buscar trabajo en los desguaces de motos madrid, a ver si hay suerte y alguien quiere darme trabajo en lo que realmente se me da bien y me gusta, si no lo encuentro hay probaré suerte en los talleres mecánicos y en algún momento sonará la flauta. Mi padre me ha dicho que no me preocupe mucho, el es mecánico también, por lo que tiene planeado que si no encontramos trabajo en un máximo de seis meses, montaremos nuestro propio taller de reparaciones, mi madre es administrativo así que se encargará de la oficina del taller y de todo el papeleo que eso conlleva.

Así que aquí estamos, montando nuestro propio negocio ocho meses después de llegar a la capital. Hemos empezado adquiriendo un pequeño local en un muy buen sitio, porque cerca hay una gasolinera muy concurrida, así seremos muy visibles. Tras esto hemos estado comprando en los desguaces todas las cosas que necesitamos para empezar, piezas y repuestos ara los primeros clientes, también nos hemos hecho con maquinaria para poder afrontar cualquier avería, como elevadores de última generación o maquinas de diagnostico.

Empezamos con ganas e ilusión, yo en este tiempo he hecho algunos amigos que como yo son unos apasionados de las motos por lo que también repararemos motocicletas de cualquier clase y cilindrada, eso abre una gran abanico de posibilidades y no nos cierra ninguna puerta, ya que mi padre está especializado en vehículos de cuatro ruedas y yo en los de dos, lo cual es bueno para el negocio.

Estamos preparando también una página web para ofrecer nuestros servicios por internet y vender nuestras piezas de manera online, cuantas más puertas y ventanas se abran, mas viento fresco entrará por ellas.